Caza de Brujas en Rías Baixas: haberlas las hubo

Buscador
Aún suena a día de hoy la cantiga "polos camiños de Cangas/ a voz do vento xemía/ ai qué soliña quedaches/ María, María Soliña". El Tribunal del Santo Oficio, más conocido como la Inquisición, juzgó entre 1619 y 1628 por brujería a numerosas mujeres de Cangas. Sometidas a espantosas torturas físicas y psicológicas, acababan confesando.

El caso más sonado fue el de María Soliña, presa en los calabozos secretos de la Inquisición en 1621 tras confesar su brujería. Otras mujeres como Elvira Martínez, Catarina de la Iglesia o Ana de Castro sufrieron la misma persecución. Cangas era, como ahora, una villa próspera, marinera, con una creciente burguesía local e importantes relaciones mercantiles.

Pero tras el desembarco y posterior saqueo por parte de tropas turcas el paisaje cambió drásticamente: más de ciento cincuenta casas arrasadas, más de cien personas muertas y doscientas apresadas, en su mayoría hombres, destrozos en los aparejos de pesca y numerosas familias que perdieron a alguno de sus miembros.

Tras la negativa del arzobispado de Santiago de Compostela a una moratoria en los pagos anuales, la clase noble y la iglesia vio menguar sus arcas. Urgía un plan para mantenerlas a flote y la Inquisición jugó un papel clave.

 

Existía la figura legal del "derecho de beneficio de las viudas", ignorado por muchas de ellas. Una de las víctimas, la que resultó ser la figura que pasaría a la historia, fue María Soliña. Empresaria en su época y con varias propiedades inmuebles, la viuda, madre y abuela fue acusada debido a los largos paseos que daba por la noche por la playa de Rodeira. Ella y ocho mujeres más fueron juzgadas y torturadas hasta que confesaron cometer actos de brujería, pasando así todas sus posesiones a nombre de la Iglesia, ligada por lazos legales o sanguíneos a la nobleza.

Libres de ser quemadas en la hoguera, llevaron el sambenito y sufrieron las secuelas de las torturas incluso después de su liberación.

De su muerte nada se sabe; el exilio es una de las teorías que acrecientan el mito de esta mujer acusada de brujería, símbolo femenino y del pueblo de Cangas.

Disfrutar con...
Pareja Grupo Solo Familia
Cuándo ir...
Otoño Invierno Primavera Verano
Dónde...
Costa Sur   
Recursos de la experiencia
Recursos de la experiencia
Recursos cercanos
Recursos cercanos