Patrimonio Cultural
Buscador

Cementerios singulares

Los cementerios pueden ser auténticas obras de arte. Por su arquitectura, esculturas, mausoleos y, en definitiva, historia. Nos acercan a las distintas escuelas que dominaron el arte funerario en diferentes épocas en la provincia de Pontevedra, y allí descansan además ilustres personajes, desde grandes escritores a músicos, líderes políticos e insignes empresarios.

El necroturismo, una alternativa turística para conocer y descubrir camposantos, es una modalidad extendida en Europa, con referentes como el afamado cementerio parisino de Le Père–Lachaise, que alberga las tumbas de personalidades de la talla de Jim Morrison, Oscar Wilde, o Frederic Chopin, y es uno de los más visitados del mundo. En As Rías Baixas podemos encontrar algunos cementerios singulares que no dejarán indiferente a nadie.

Santa Mariña de Dozo (Cambados)

Este camposanto de la villa cambadesa, uno de los más llamativos y bonitos de Galicia, se encuentra en el monte de A Pastora. Fue declarado Monumento Histórico Artístico y está incluido en el catálogo de la Asociación de Cementerios Singulares de Europa.

Allí se encuentran las ruinas de un antiguo templo gótico del siglo XV, del que todavía se conservan sus arcos tallados con bolas y adornados con esculturas de escenas bíblicas. De estas representaciones una de las más llamativas es la de los siete pecados capitales.

Aunque en el interior de las ruinas del antiguo templo hay algunas tumbas la mayoría de las lápidas se encuentran en los alrededores de esta construcción de estilo gótico. Algunos de los personajes que se pueden localizar en este cementerio son miembros de la familia que tiene en propiedad el pazo de Bazán. Además, están enterrados allí la esposa y un hijo del célebre escritor Ramón María del Valle-Inclán.

Cementerio de Santa Mariña do Dozo en Cambados
Iglesia de Santa Mariña do Dozo en Cambados

Pereiró (Vigo)

Este cementerio, obra del ilustre arquitecto Jenaro de la Fuente, es el más grande de la ciudad olívica y reconocido por la riqueza de las esculturas que alberga. En esta visita el Dodge “Carneiro”, un coche fúnebre de los años 30, en perfecto estado de conservación, nos da la bienvenida e invita a descubrir la magnífica necrópolis.

Uno de los monumentos más destacados es un monolito, obra del arquitecto Manuel Gómez Román, levantado por el ayuntamiento en honor a la jurista y escritora Concepción Arenal. Un mausoleo destaca también en este lugar, en este caso encargado por la Cruz Roja al arquitecto Julio González Pola. Rinde tributo a los fallecidos en la ciudad tras ser repatriados de Cuba y Filipinas , con la escenificación de un soldado moribundo.

Otra de las esculturas más impactantes, debido a su expresividad, escenifica un grupo de tres niñas y la muerte llevándose a una de ellas. La obra fue un encargo de la familia Gil y Sarabia al escultor Francisco Asorey. Además, grandes personalidades de diferentes ámbitos fueron enterradas en este cementerio, como Cachamuíña, héroe de la Reconquista; miembros de las sagas Alfageme, Massó y Albo, de la industria conservera; el que había sido ministro y encargado de la abolición de la esclavitud durante la regencia de Cánovas, José Elduayen Gorriti; o Heraclio Botana, líder obrero fusilado en el año 1936 en este mismo cementerio.

Cementerio Pereiró en Vigo
Cementerio Pereiró en Vigo

San Mauro (Pontevedra)

Este cementerio, de estilo neoclásico y el más grande de la capital, fue construido y diseñado a finales del siglo XIX por el arquitecto Alejandro Rodríguez-Sesmero puesto que el antiguo camposanto de la ciudad se quedaba pequeño. Desde entonces ha sufrido variaciones, y una de las más importantes se produjo en los años 60 con el traslado de la iglesia románica de San Mamede de Moldes al interior de su recinto.

En el cementerio de San Mauro confluyen épocas y estilos arquitectónicos diversos, columnas partidas, baldaquinos o significativos mausoleos. Algunas de las tumbas más destacadas son la de Ramiro Trapote, en mármol; la del poeta Andrés Muruais; las de Eduardo Vincenti y Dolores Montero, con bustos en bronce; y la del violinista Manuel Quiroga Losada, adornada con una talla del escultor Francisco Asorey.

Otro referente arquitectónico en la ruta por esta necrópolis es el panteón de la familia Sánchez Cantón, con una imagen de San Francisco que perteneció a la desaparecida capilla barroca de Os Santos de Mollabao. El camposanto incluye una sección donde se encuentran enterradas algunas personas represaliadas en el año 1936, como el político Alexandre Bóveda o el filósofo Indalecio Armesto . La tumba de este último sobresale por su gran simbología masónica.

Cementerio de San Mauro en Pontevedra
Cementerio de San Mauro en Pontevedra

Cementerio Inglés de Vilagarcía de Arousa

Esta necrópolis es de gran relevancia por su interés histórico pues rememora el paso de la Armada británica por el puerto de la localidad a principios del siglo XX. Es el único camposanto inglés de la provincia de Pontevedra.

El cementerio Naval Británico, su nombre oficial, se construyó en el año 1911 para albergar los restos de los soldados ingleses fallecidos ya que al ser protestantes no podían ser enterrados en el sacramental católico. Aquí descansan también algunas personalidades como el que había sido cónsul británico en Vigo, Alexander Linsay, y su esposa, cuyo fallecimiento se produjo en los años 70. Son dos de los últimos enterramientos que tuvieron lugar en este cementerio.

Cementerio de los ingleses en Vilagarcía
Cementerio de los ingleses en Vilagarcía

Os Eidos (Redondela)

En el centro de la localidad por excelencia de los viaductos de As Rías Baixas se encuentra este cementerio, cuya construcción se remonta a los años 30 del siglo XIX. Alberga tallas y panteones de gran valor artístico que, en su mayoría, desprenden un marcado eclecticismo. Destacan sepulcros como el del alcalde Ramón Pardo Ferro, con una escultura que escenifica la fe con los ojos vendados; o el mausoleo del procurador Francisco Crespo Rivas, con una columna coronada con una gran pirámide diseñada en Argentina.

El Cementerio de Os Eidos es también de gran valor histórico pues contiene una fosa común con los restos de 42 republicanos represaliados durante la Guerra Civil. Otro acontecimiento bélico como es el de la Guerra de la Independencia Española también ha dejado huella en este camposanto con la tumba de John O'Dogherty, uno de los héroes de la batalla de Ponte Sampaio.

Os Eidos
Os Eidos

Cementerio de Arcos de Furcos (Cuntis)

El cementerio de Arcos de Furcos se ha ganado a pulso el título de singular ya que se trata del único subterráneo de Galicia. Este camposanto, ubicado en el entorno natural de la iglesia de San Breixo, fue construido en los años 40 con la colaboración de los vecinos y vecinas de la aldea. Para llegar a las catacumbas de Arcos de Furcos hay que acceder por una escalera al entramado de galerías, a cinco metros de profundidad, que albergan un total de 245 nichos.

Cementerio de Arcos de Furcos en Cuntis
Cementerio de Arcos de Furcos en Cuntis