Descubre Pontevedra desde las alturas
Buscador

Santa Trega (A Guarda)

Si lo que buscamos es una localización espectacular para ver en un ángulo de 360 grados la frontera natural entre Galicia y Portugal, la elección más adecuada será el  mirador de Santa Trega, en A Guarda. Su altitud de 341 metros nos permite observar la confluencia de las aguas del río Miño con el océano Atlántico mientras disfrutamos de un entorno de alto interés patrimonial y de una de las puestas de sol más bellas de Galicia.

Se trata de un enclave estratégico por su ubicación privilegiada, entre los dos países, que fue testigo de constantes asentamientos a lo largo de la historia, anteriores incluso al más conocido, el castro de Santa Trega, tal como atestiguan las muestras de petroglifos de más de 2.000 años de antigüedad localizadas en el entorno y las piezas albergadas en el  Museo Arqueológico.

Mirador de Santa Trega
Mirador de Santa Tegra

Santa Trega cuenta con un poblado castreño-romano en el que se han localizado más de 42.500 piezas de incalculable valor

Su principal riqueza es su poblado castreño-romano datado entre los siglos IV a. C. y I d. C., uno de los mayores castros encontrados en tierras gallegas. Sus cabañas, con plantas circulares, ovaladas o incluso cuadradas, y su muralla, con finalidad más delimitadora que defensiva, caracterizan un espacio marcado por los numerosos vestigios conservados.

Así, destacan una gran cantidad de restos de cerámica, tanto de origen indígena como campaniforme o romano, objetos de vidrio de la época romana, muestras de joyería en bronce y orfebrería. Este patrimonio material se vio enriquecido por la nueva excavación realizada entre 2015 y 2016 por la Deputación de Pontevedra, que permitió la localización de ánforas y lucernas romanas y otros objetos, en total más de 42.500 piezas de incalculable valor histórico.

Romería de Santa Trega

Puja de ofrendas en su romería

Además, en el lugar se encuentra una ermita de gran interés patrimonial que data del siglo XII, la iglesia de Santa Trega. La Virgen de Santa Trega es la patrona de A Guarda y su  romería, también conocida como Fiesta del Monte, celebrada durante la segunda semana del mes de agosto, cuenta con una gran tradición en la comarca, con numerosos feligreses que participan en las tradicionales pujas de productos ofrecidos a la patrona y que se reúnen con sus familias para comer al aire libre en las inmediaciones.