Fiestas en Rías Baixas

Enogastronomía

Ríos

Ríos

La importancia del entorno fluvial en As Rías Baixas no solo se basa en la belleza de sus paisajes. Seguir su recorrido supone adentrarse en parajes de gran riqueza biológica, histórica, etnológica y también gastronómica. Los múltiples ríos que bañan la provincia de Pontevedra ofrecen especies de agua dulce como las angulas, las truchas, los salmones o las lampreas.

La lamprea remonta las aguas del río Miño desde el océano para desovar y morir. La localidad de Arbo se ha ganado a pulso ser la capital histórica de este manjar, y las “pesqueiras”, método tradicional para pescar lamprea, son un elemento singular del paisaje.

Salvaterra de Miño es considerada la capital gastronómica de esta cuenca fluvial. Lampreas, angulas, anguilas, salmones, o truchas encuentran en el río Miño su hábitat natural. Siguiendo el curso descendente del mayor río de Galicia hasta su desembocadura en A Guarda surca sus aguas la preciada angula, cría de la anguila. El río Ulla acoge también a este ejemplar de agua dulce, que se pesca de forma tradicional a través de las nasas distribuidas por el río.

En la comarca de Tabeirós-Terra de Montes se encuentra el municipio gallego con más cotos de pesca, A Estrada. La fantástica orografía de este lugar, bañado por los ríos Ulla y Umia, le otorga una gran ventaja para la captura de ejemplares como el salmón o la trucha, una especie que también habita otros ríos como el Tea o el Verdugo.